Tratamiento ignífugo

La madera es un material orgánico y, po lo tanto, combustible. Sin embargo, existen productos y procedimientos capaces de atenuar su combustión.

Impregna S.A. aplica un tratamiento en autoclave realizado con el producto retardante IGNIMAD LA-33, mezcla de sales ignífugas, cuya formulación impide la propagación de las llamas y brasas, evitando así la iniciación y propagación del fuego.

Este tratamiento permite alcanzar el nivel B-s1d0, clasificación según la norma UNE-EN 13501-1:2002 para los materiales RD312/2005. La madera no arde sino que se consume. No se producen llamas sino un proceso de pirólisis descendiente. Cuando se elimina la fuente de calor (por encima de 450ºC), este proceso cesa de inmediato.

Autoclave tratamiento ignífugo